En este post os vamos a contar el infierno de trayecto desde Vietnam a Laos, al final una reflexión sobre esto.

7:30 de la mañana estábamos esperando en la recepción del hostel de Hue a que alguien nos viniera a buscar para llevarnos a la estación de autobuses, desde allí saldría nuestro bus a Savannakhet (Laos), 11 horitas de camino nos esperaban y estábamos impacientes por ver en que bus nos metían.

Viajar en Vietnam en bus es genial como pudisteis ver en nuestro post anterior, sleeper buses, super cómodos , mejor que los buses de España y por un precio muy económico, un trayecto de 11-12 horas te puede salir en 8 euros y uno de 5 horas 4 euros.

Después de 5 minutos esperando llega el bus y empieza el caos, éramos pocos turistas, 5 exactamente, los vietnamitas cargados de cajas, comida, sacos, un reto meter todos los productos en el bus, subimos y nos sentamos donde nos dicen, debajo de todos los asientos había como cajas blancas de pescado que no te dejaban mover mucho los pies.

Se sube toda la gente y vemos que empiezan a poner minsillas en el pasillo, bufffff nos recordó al trayecto de Pekín-Shanghai donde podías comprar billetes de pie y la gente acababa tirada en el pasillo del tren, pues aquí igual unas 10 personas sentadas en el pasillo, su cara coincidía con tu pierna así que nada de mover la pierna fuera de tu sitio 😉

El bus arranca y empieza a sonar lo que viene siendo la música oficial de los viajes de bus por aquí, un karaoke vietnamita a todo volumen!!!! Buffffff, a joderse 😉

A las 3 horas paramos para descansar y estirar las piernas, nosotros solemos sentarnos en un banco para descansar, la gente de Asia se pone en esta posición (ver foto) 😉 es súper curioso y super incómodo parece que están en posición baño 😉

20 minutos de parada y volvemos a la carretera, ahora tocaba pasar la frontera . Justo antes de llegar el bus para y se suben 2 chicas para cambiar dinero, nos pareció rarísimo- ¿Por que? Preguntamos – Es que no se puede pagar en la frontera con dinero vietnamita. Nos costó creerlo, pensábamos que nos estaban engañando para conseguir dinero con el cambio. Gosi y yo pasamos de cambiar dinero, pero los vietnamitas lo hacían y algún extranjero también, al cual timaron. Aquí el dinero va por millones, 70 euros son 2 millones, así que imaginarlo, le hizieron la trece catorce con la moneda de Laos dándole la mitad, el chico que era Belga se enteró después de que le habían timado.

Bueno, llegamos a la frontera de salida del país y tocaba hacer cola, aquí los vietnamitas no saben que es eso, todo dios a colarse, lo curioso es que entre ellos no se dicen nada, alguien se te cuela con toda la geta del mundo van y le dejan.

Menos mal que estábamos allí Gosi y yo que pusimos orden hehehehe, después de unas 5-6 coladas dijimos hasta aquí, ahora no se mete aquí ni el Tato y así fue, los Vietnamitas de la cola se partían el culo de risa viéndo como protegíamos nuestro puesto.

Llegamos para poner el sello de salida y el de la frotera nos pide 1 dólar, ¿Por qué? – 1 dolar nos dice, aquí no paran de pedir así que dijimos que no teníamos, después de estar flipando el tío y pensando que hacer nos deja pasar.

Andamos hasta el control de seguridad de Laos, tenemos que pagar 30 euros de visado y le pagamos casi todo en dólares que teníamos de Camboya y el resto en dong (moneda vietnamita), el tío nos dice que no se puede pagar en dong y que tenemos que cambiarlo con la tía que teníamos al lado nuestra molestando, no teníamos otra opción y le preguntamos por el cambio, un auténtico timo!!!! Era sólo 10 € que necesitábamos cambiar pero nos timaba 3€, no nos quedó otra y lo hicimos, fuimos a la siguiente ventanilla para recoger el pasaporte ya con el visado y nos pedían otro dólar!!!!! – Por que coño me pides un dólar ahora!!!!(no hablan inglés sólo te dicen dólar, dólar para que te de el pasaporte), volvimos a pasar de ellos, Gosi cogió los pasaportes y les dijo no tenemos y chao.

Después de todo esto vamos al bus que estaba a 100 metros parado y vemos que se empieza a ir, empezamos a gritar como locos, nos abre las puertas y se va con el bus medio vacío un par de kilómetros y para en un sitio para comer. Nosotros flipando pensando en quien le dirá a la mitad de la gente del bus, sobretodo a dos extranjeros que faltaban que estábamos a 2 kilómetros de donde les había dejado.

30 minutos allí parados que aprovechamos para hacer amistad con 2 señores mayores estadounidenses y una Australiana.

El bus manda subir a todos para irse, aun no habían llegado los otros 2 chicos y les decimos que tienen que esperar por ellos, a los 5 minutos los vemos llegar y nos vamos 😉

Subimos al bus y otras 5 horas de trayecto, lo simpático de este recorrido fue donde paró el bus parar que la gente fuera al baño y descansara, en medio de unas curvas en lo alto de una montaña, aquí la foto.

Llegamos a Savannakhet y pillamos toda la gente extranjera del bus un tuktuk para que nos llevara a una Guest house, nos fuimos después todos a cenar juntos y a tomarnos unas cervezas para reírnos del infierno de trayecto que habíamos tenido.

 Reflexión:

Como nos han dicho mucha gente a través del Facebook y Twitter, eso el lo bonito de viajar, esas experiencias, eso que te pasa que parece que no es real, la gente que conoces en el viaje…

En el momento te enfada aunque hay que tomarse las cosas con humor pero te enfadas, nada más acabar ya te estás riendo de todo y lo recuerdas con gracia.

Así fue por la noche, en la cena estábamos  un japonés, un belga, dos americanos, una australiana, una polaca y un español , no paramos de reírnos del viaje que habíamos sufrido horas atrás 😉

Un infierno de trayecto VIETNAM-LAOS

| Laos | 3 comentarios
About The Author
- Adrian Rodriguez: Diseñador Gráfico que tras varios años viajando por el mundo me di cuenta que a lo que me quería dedicar era a grabar, fotografiar y contar esas aventuras.

3 comentarios

  • Octavio
    Reply

    Toda una odisea, jejeje, lo bonito del viaje para el que no lo sufre 😉 Bueno dejando las bromas, son anécdotas, consecuenciasde ir abriendote camino y jo llevarlo todo organizado ni estudiado, es lo bonito y lo malo cuando te suceden esas cosas, pero bueno una vez sufrido toca reirse y pasar página.

    Un fuerte abrazo chicos!

  • Carlos
    Reply

    Les doy la razon en que los trayectos por aqui son un autentico infierno.
    Ayer cruce la frontera de Laos a Cambodia hasta Phnom Penh y las carreteras son un autentico infierno.
    Luego el tema de las fronteras y los visados. Tuvieron suerte porque aqui nosotos tuvimos que pagar para salir de Laos 2 dolares. Si no pagabas, no te sellaban, asi de simple. Y luego para el pasaporte de Camboya, nos hicieron pagar 25 dolares cuando en realidad cuesta 20 dolares.
    Menudos sinvergüenzas y corruptos son esta gentuza.

    Enfin.. Anecdotas jaja

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>